Cómo combinar el amarillo: 5 ideas fabulosas

El amarillo es el color de la primavera. Aprender a combinarlo. Foto Jose Martinez en Unsplash

El amarillo es el color por excelencia de la primavera; es el tono que representa alegría, optimismo y energía. Es un color descarado, explosivo e indiscreto, que fácilmente destaca entre los demás, por lo que es momento de arriesgarse e incluirlo en nuestro guardarropa de temporada.

Es uno de los colores primarios y se pueden distinguir hasta 100 tonalidades distintas, desde el pastel más pálido, hasta el más luminoso y vibrante. Es muy versátil y flexible, porque basta mezclar un poco de pigmento para conseguir un nuevo color.

De acuerdo a la psicología del color, el amarillo está asociado con luz, felicidad, diversión, inteligencia, juventud, belleza, sensualidad y creatividad. Es luminoso, razón por la cual se le asocia con el sol y, de ahí, con el conocimiento y la inteligencia.

Se utiliza a menudo para llamar la atención; por ello, muchos resaltadores, marcadores, señales de tráfico y carteles, suelen ser de color amarillo, porque de este modo es más fácil atraer las miradas. Esta la razón por la que es uno de los consentidos en el mundo de la moda.

Al ser un color tan llamativo, muchas personas rehúyen de él, pero es tiempo de convertirlo en nuestro mejor aliado en esta primavera. Si no sabes cómo combinarlo, aquí te lo decimos.

El color amarillo será tu mejor aliado esta primavera. Foto @akhdiya.mirzokarimova
El color amarillo será tu mejor aliado esta primavera. Foto @akhdiya.mirzokarimova

Apuesta por el amarillo

Son muchas las combinaciones que nos permite este vibrante tono. Desde el más espectacular total color, hasta una mezcla más discreta agregando solo una prenda o accesorio.

Es un color fuerte y llamativo que puede ser el protagonista de nuestro vestuario o, si lo prefieres, llévalo como un tono complementario.

Al ser un cálido y llamativo, combina muy bien con casi toda la gama de colores fríos, como azules, verdes y grises, así como con algunos colores cálidos como la gama de los rojos y rosas.

También queda perfecto con sus propios tonos y los dorados, así como con los infalibles negro y blanco.

El amarillo es un color que debe usar preferentemente durante el día y es poco recomendable para la noche.

Total color

Es la combinación más arriesgada, solo para las más atrevidas y extrovertidas. Como su nombre lo dice, consiste en vestirse de pies a cabeza de un mismo color. En este caso, el amarillo.

Lo más fácil para es llevar un vestido. Si se trata de un look casual, se puede combinar con sneakers o sandalias; en cambio, si es uno más formal, se admiten tacones.

Si prefieres mezclar dos prendas, es mejor que sean de la misma gama, para que no compitan entre sí.

Total color en amarillo. Foto @martynaa_martynaa
Total color en amarillo. Foto @martynaa_martynaa

Con blanco y negro

El blanco y el negro son los dos tonos que admiten combinaciones con todos los colores y el amarillo es la excepción. En función de tu personalidad o del evento para el cual te estés vistiendo, elige los mejores complementos.

Por ejemplo, si es eres muy formal, apuesta por ropa estilizada y elegante. Un look bicolor con acento amarillo será perfecto. Checa la imagen.

Blanco, negro y amarillo, una combinación ganadora. Foto Intragram @shotzbywolf
Blanco, negro y amarillo, una combinación ganadora. Foto Intragram @shotzbywolf

Si tu idea es pasar un día relajado y tus actividades te lo permiten, puedes decantarte por una prenda fresca en color amarillo y combinarla con shorts o pantalón blanco. Te verás juvenil y desenfadada.

Una imagen fresca y relajada. Foto Instagram @scoobyscheacty
Una imagen fresca y relajada. Foto Instagram @scoobyscheacty

Con denim

El denim o mezclilla es otro clásico de los looks casuales. Lo más sencillo es usar tus jeans favoritos con una vibrante blusa color amarillo, pero también puedes optar por unos shorts o, si vas a salir, por una chamarra.

Gracias a que la mezclilla es un textil neutro, permite asociarse tanto con prendas lisas como con estampadas, así como con las más variadas texturas. Son muchas las posibilidades que ofrece esta combinación.

Mezclilla y amarillo, uno de los clásicos de la temporada. Foto Instagram @iamsobibi
Mezclilla y amarillo, uno de los clásicos de la temporada. Foto Instagram @iamsobibi

Con tonos cálidos

Como te decíamos, el amarillo se puede combinar con tonos cálidos como los rojos y naranjas. El resultado será espectacular porque obtendrás un look vibrante, divertido y de inspiración tropical.

En este caso, como ambos tonos son protagonistas y llaman mucho la atención, prefiere prendas sin estampado o que solo una de ella lo tenga, para no saturar tu look.

Amarillo y tonos cálidos. Foto Instagram @edith.official
Amarillo y tonos cálidos. Foto Instagram @edith.official

Aquí otro ejemplo.

Amarillo, naranja y blanco. Foto Instagram @vanessaeves
Amarillo, naranja y blanco. Foto Instagram @vanessaeves

Con tonos pastel

Sí, el color amarillo es perfecto para combinarse con los tonos pastel, pero para conseguir el look perfecto tienes que usar la versión más clara.

Un look con tonos pastel es romántico y etéreo, que aporta una imagen dulce y muy femenina. Es ideal para quienes no desean una explosión de color, sino un look más tenue.

Tonos pastel y amarillo. Foto Instagram @chic_style_and_fashionn
Tonos pastel y amarillo. Foto Instagram @chic_style_and_fashionn

Y, como dice el dicho: “La que de amarillo se viste, en su belleza confía”.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.